(Getty Images)

Los centroamericanos que han jugado en la NFL

La NFL celebra 100 años y damos un repaso por todos los jugadores centroamericanos que han formado parte de esta liga.

José Cortéz (El Salvador) – Kicker

Es el primer y único salvadoreño, hasta el momento, en jugar en la NFL. Emigró a los Estados Unidos en su niñez y jugó como pateador en Los Angeles Valley College y posteriormente en la Universidad de Oregon State.

En 1999, decidió poner su nombre en el Draft de la NFL pero no fue seleccionado por ningún equipo. Tras pasar por los conjuntos de prácticas de tres plantillas, logró quedarse con un puesto en los New York Giants. Solo jugó una temporada y apenas apareció una vez, para hacer una patada de despeje.

Luego tuvo un paso por la NFL Europa y la XFL, sus buenas actuaciones en estas ligas le valieron para regresar a la NFL en 2001, esta vez con los San Francisco 49ers. Allí hizo los mejores números de su carrera, en dos temporadas jugó en 26 partidos y consiguió 36 goles de campo en 48 intentos. Luego deambuló por cinco equipos y terminó su carrera en 2005.

Cortez-El-Salvador
Cortéz tras patear un gol de campo ante los Seattle Seahawks en octubre de 2002. (Otto Greule Jr/Getty Images)

Steve Van Buren (Honduras) – Halfback

Sin duda, uno de los mejores jugadores latinos que han jugado en la NFL. Nació y pasó buena parte de su niñez en Honduras, pero a los diez años quedó huérfano y fue enviado con su familia paterna a los Estados Unidos. 

Recibió una beca para jugar en la Universidad de Louisiana State (LSU) tras unos meses de grandes demostraciones en Warren Easton High School. Con los Tigers se convirtió en uno de los mejores corredores colegiales de la época.  En su último año, dejó marcada su huella al guiar a su universidad a conseguir el Orange Bowl de 1944. En ese partido consiguió cada uno de los puntos de LSU, que venció 19-14 a Texas A&M.

Fue seleccionado por los Philadelphia Eagles como la quinta selección global del draft de 1944 de la NFL. A partir de allí, Van Buren se convirtió en una fuerza dominante. En sus ocho temporadas, consiguió ser el líder corredor de la liga en cuatro de ellas. Además, fue el primero en conseguir mil o más yardas en múltiples temporadas.

También, guío a los Eagles a dos campeonatos consecutivos, en 1948 y 1949. Fue elegido al Salón de la Fama en 1965 y fue nombrado al equipo del 75 aniversario de la NFL.

Steve Van Buren en una jugada ante los New York Bulldogs en partido disputado en Shibe Park. (Getty Images)

Ebert Van Buren (Honduras) – Halfback, fullback y linebacker

El hermano menor de Steve Van Buren fue una estrella en el fútbol colegial, aunque en la NFL se quedó corto y no pudo igualar las hazañas de su familiar.

Ebert llegó al fútbol americano de una forma poco usual, jugando partidos callejeros, sin ningún tipo de equipamiento. El entrenador Bernie Moore recibió buenos comentariós de él y al saber que era un Van Buren, decidió reclutarlo para LSU. 

La falta de experiencia hizo que tuviera un duro proceso de adaptación, pero trabajó como ninguno y el esfuerzo trajo sus frutos cuando para la temporada de 1950 fue nombrado como el capitán de los Tigers.

En 1951 fue elegido por los Philadelphia Eagles como la séptima selección global del Draft de la NFL y los hermanos Van Buren se convirtieron en los primeros en ser elegidos en primera ronda de un sorteo, hasta que aparecieron Peyton e Eli Manning.

Su carrera en la NFL apenas duró tres años y en una de esas temporadas, fue nombrado al Pro Bowl.

Tarjeta de su temporada de novato con los Philadelphia Eagles en 1951.

Ted Hendricks (Guatemala) – Linebacker

Uno de los mejores defensivos de la historia y uno de los atletas guatemaltecos más exitosos. Nació en la Ciudad de Guatemala en 1947 pero se crió en Miami. Jugó para la Universidad de Miami como defensive end entre 1966 y 1968, fue nombrado dos veces como All-American y en su última campaña quedó quinto en la votación al Trofeo Heisman.

Fue elegido por los Baltimore Colts en la segunda ronda del Draft de la AFL-NFL de 1969. A su llegada a los Colts, Don Shula lo ajustó a la posición de linebacker. En su estancia de cinco temporadas en Baltimore, fue nombrado una vez al equipo All-Pro y fue parte fundamental en la campaña de 1970, que concluyó con la victoria en el Super Bowl V.

Sorpresivamente, los Colts lo traspasaron a los Green Bay Packers. Allí firmó una de sus mejores temporadas, consiguió 5 intercepciones, 7 bloqueos de patadas y un safety. Luego de un año, se mudó de Wisconsin a California para jugar sus últimas nueve campañas con los Oakland Raiders.

Con los Raiders, siguió produciendo grandes números y consiguió ser parte en los tres títulos de Super Bowl que ha ganado la franquicia. Terminó su trayectoria con 215 partidos consecutivos de temporada regular, 8 selecciones al Pro Bowl, 4 veces miembro del primer equipo All-Pro y lo más importante, 4 anillos. Fue ingresado al Salón de la Fama de la NFL en 1990.

Ted Hendricks durante su estancia de nueve temporadas con los Raiders. (YouTube/NFL)

John Hendy (Guatemala) – Defensive back

Nació en octubre de 1962 en la Ciudad de Guatemala. Asistió a la Universidad de Long Beach State y fue seleccionado por los San Diego Chargers en la posición 69 en la tercera ronda del Draft de la NFL de 1985.

En su temporada de novato, jugó los 16 partidos de la temporada regular, 10 como titular. Acumuló 60 tackleadas y consiguió 4 intercepciones. Previo a la temporada de 1986, sufrió una lesión en la rodilla que lo dejó fuera por el resto de su carrera.

Chargers-John-Hendy-Guatemala
Hendy durante un partido ante los Buffalo Bills, en diciembre de 1985. (George Rose/Getty Images)

Jim Schuber (Panamá) – Halfback

El primer centroamericano en llegar a la NFL. Nació y creció en Panamá y su carrera deportiva llegó a su pico con la Academia Naval, a quienes guió en 1926 a una temporada de ensueño de 9 victorias y un empate.  Su participación en la NFL fue de un solo partido con los Brooklyn Dodgers en 1930.

Leo Barker (Panamá) – Linebacker

El panameño más exitoso en su paso por la liga. Nació en la Zona del Canal en 1959, que en ese entonces estaba tomada por los Estados Unidos. Jugó en la Universidad de New Mexico State y fue titular durante sus cuatro años.

En 1984 fue seleccionado en la séptima ronda del Draft de la NFL por los Cincinnati Bengals. Allí desarrolló sus ocho temporadas de carrera en las que participó en 122 partidos de temporada regular. Fue parte del equipo que llegó al Super Bowl XXIII, que fue derrotado por los históricos San Francisco 49ers.

barker-panama
Barker previo a un partido ante los Tampa Bay Buccaneers en agosto de 1987. (Michael J. Minardi/Getty Images)

Alvin Powell (Panamá) – Guard

Nació en la Ciudad de Panamá en 1959 y jugó fútbol americano en la Universidad de Winston-Salem State. Fue seleccionado por los Seattle Seahawks en la segunda ronda del Draft Suplementario de la NFL de 1984.  Su debut en la liga llegó hasta 1987, luego de unas temporadas en la USFL.

Su paso no fue muy exitoso y participó en 20 partidos durante las tres temporadas que jugó en la NFL, dos fueron con Seattle y una con los Miami Dolphins.

Alvin-Powell-Panama-
Alvin Powell en una tarjeta coleccionable de la temporada de 1988.

Frank Davis (Panamá) – Guard

Nació en New York pero a los tres meses de edad se mudó con su madre panameña a la Ciudad de Panamá. Desarrolló todas sus habilidades en este deporte en Panamá, formó parte de varios clubes y de la selección sub-19 que participó en el NFL Global Junior Championship del 2000. Allí llamó la atención de varios entrenadores y posteriormente logró colocarse en la Universidad de South Florida.

Fue contratado por los Detroit Lions en 2006 tras no ser seleccionado en el draft. Logró colocarse en el roster y disputó 11 partidos, 3 como titular. Para la temporada 2007 fue colocado en la lista de lesionados y fue liberado al año siguiente. Tuvo otra oportunidad de seguir en la liga con los Bengals pero tras estar inactivo en los primeros dos juegos de la campaña 2008, fue despedido.

Davis durante un juego entre los Lions y Packers en diciembre del 2006. (Getty Images)

Roberto Wallace (Panamá) – Wide Receiver

Inició su carrera como atleta en el fútbol, incluso fue parte de la selección panameña sub-14. Cambió de deporte cuando emigró a estudiar a los Estados Unidos. Luego de su paso por la Universidad de San Diego State, buscó una oportunidad en la NFL.

Llegó a los Miami Dolphins en 2010 como agente libre, tras no ser elegido en el draft. Tras dos años en el equipo, consiguió 6 recepciones y 62 yardas en 14 partidos.

wallace-panama
Roberto durante un partido de pretemporada ante los Cowboys en septiembre de 2011. (Joel Auerbach/Getty Images)

Eduardo Piñeiro (Nicaragua) – Kicker

Nació en Miami, de padre cubano y madre nicaragüense. Consiguió una beca para jugar con la Universidad de Florida, allí jugó por dos años y se convirtió en el pateador con mejor porcentaje de goles de campo convertidos en la historia de los Gators, con 88.4%.

Fue contratado por los Oakland Raiders tras no ser elegido en el Draft de la NFL del 2018, pero fue colocado en la lista de lesionados para toda la temporada. En mayo de 2019 fue canjeado a los Chicago Bears, debutó consiguiendo un gol de campo de 38 yardas ante los Green Bay Packers.

En su segundo partido en la NFL, le dió la victoria a su equipo sobre los Denver Broncos con un gol de campo de 53 yardas en el último segundo.

Piñeiro tras su gol de campo ganador en la semana 2 de la temporada 2019. (Jose M. Osorio/Chicago Tribune/Getty Images)

Your email address will not be published. Required fields are marked *

More Stories
jordan-ultimo juego-estrellas
Así fue el último All-Star Game de Michael Jordan